Buñuelos de Coco y Jengibre

Siguiendo con los sabores exóticos de la cocina asiática, hoy queremos sorprenderte con estos sencillos “Buñuelos de Coco y Jengibre”.

Receta_cocina_bunuelos_de_coco_jengibre-2

Sabemos que algunos de los ingredientes de las gastronomías asiáticas, no son nada habituales en la cocina occidental que realizamos diariamente, por eso es interesante ir introduciendo estos deliciosos y peculiares sabores en recetas tan clásicas como la de los buñuelos.

Preparando nuestros “Buñuelos de Coco y Jengibre”

Tiempo aproximado en la realización: 25 minutos en la preparación   1 hora de reposo

Medidas para: 20 o 30 piezas

Medidor: vaso de yogur

La masa

En un bol ponemos 2 vasos de harina con levadura -la que se usa para hacer bizcochos-, 1 cucharadita de levadura en polvo, 1 huevo, 1 vaso de leche de coco, 1 cucharadita de aceite de sésamo, 2 cucharadas de azúcar de caña y mezclamos bien evitando la formación de grumos.

Receta_cocina_Platano_frito-1

Una vez bien ligada la masa, incorporamos a la mezcla 1 vaso de coco rallado, 1 cucharada de jengibre fresco rallado, 2 cucharadas rasas de sésamo tostado, volvemos a mezclar muy bien, tapamos con film el bol y guardamos en la nevera un mínimo de ½ hora -un día entero como máximo-.

La fritura

En una sartén pequeña y honda -en un cazo viejo se fríe mucho mejor al condensarse el calor y mancha menos-, ponemos como 2 dedos de aceite de girasol a temperatura alta.

Receta_cocina_bunuelitos_rapidos_de_pascua-2

Sacamos la masa de la nevera, la volvemos a mezclar unos segundos y cuando el aceite esté en su punto -puedes comprobar cuando está listo el aceite, poniendo la palma de la mano en la boca de la sartén y si no resistes 10 segundos estará en su punto para empezar a freír-, cogemos 1 cucharada rasa de masa, se acerca mucho al aceite y con ayuda de otra cuchara soltamos toda la masa y freímos 1 minuto por cada lado -no pongas más de 3 o 4 buñuelos por fritada para evitar que se peguen-. Pasamos los buñuelos a papel absorbente para que escurran el exceso de aceite.

El toque

Una vez fritos podemos espolvorearlos con azúcar glase o bañarlos con miel y pegar algunas semillas de sésamo negro y/o tostado.

 

¿Te atreviste con los “Buñuelos de Coco y Jengibre”? ¿Qué tal fue el resultado? ¿Te animas y nos cuentas tu experiencia? Nos encantaría conocer tu opinión, dudas, sugerencias y para ello sólo tienes que compartirlo debajo, en los comentarios.

Etiquetado: , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies