Repasando los clásicos: Sardinas con Cachelos

Estrella protagonista en los veranos gallegos y asturianos (principalmente). Las Sardinas con Cachelos es, uno de esos platos, que por no soportar el olor que se impregna en las paredes de la cocina (y parte de la casa), después de freírlas, evitamos hacerlo por muy rico que esté.

Receta de cocina: Sardinas con Cachelos

Pues bien, gracias a esas benditas bolsas de asar de las que ya hemos hablado y de las que somos seguidores, el problema está resuelto ;-). Ya podemos disfrutar en nuestras casas de este clásico de la cocina veraniega, sin tener que oler durante días su perfume. Así que, antes de que el verano nos abandone nosotr@s nos vamos a poner manos a la obra con este delicioso plato.

Elaborando nuestras Sardinas con Cachelos

Tiempo aproximado de preparación, unos 25 minutos.

Antes de comenzar, comentarte que cuando vayas a la pescadería, pide sardinas grandes (3 ó 4 por persona), limpias de cabeza y tripas.

Una vez en casa con las sardinas, comenzamos con nuestra receta y lo primero que hacemos es pelar papas (1 por persona), las cortamos en tozos grandes. Las salamos y las cocemos al vapor o con muy poca agua (para que no se deshagan) unos 15 minutos.

Receta de cocina: Sardinas con Cachelos

A continuación, precalentamos el horno a 250 grados. Untamos las sardinas por dentro y por fuera con aceite de oliva, las salamos con sal gorda (para que cojan la sal que necesiten), las metemos dentro de la bolsa de asar (pinchando la parte superior de esta para que salga el vapor), ponemos, la bolsa, en la bandeja del horno y asamos durante 3 minutos. Dejando reposar 3 minutos más dentro del horno para que se terminen de hacer.

Una vez pasado este tiempo, sacamos las sardinas de la bolsa, colamos el jugo que han soltado, ponemos las sardinas y las papas en una bandeja, espolvoreamos las papas con pimentón ahumado dulce y las regamos con el jugo de las sardinas.

¡Listo!. Ya tienes tus sardinas con cachelos preparadas para comer y la casa sin olores ni grasa que limpiar. Ideal ¿no? ;-)

Consejo del cocinero

Si te animaste con esta receta, te aconsejamos que la repitas con caballa (ya que estamos en su mejor momento). Procede igual que con las sardinas, pero rellénalas de hierbas aromáticas (salvia, tomillo, romero…) frescas, si son muy grande, ásalas 6 minutos y que reposen otros 6 en el horno apagado. ¡Verás que manjar!

¿Te atreviste con las Sardinas con Cachelos? ¿Qué tal fue el resultado?. ¿Te animas y nos cuentas tu experiencia? Nos encantaría conocer tus experiencias, dudas, sugerencias y para ello sólo tienes que compartirla, debajo, en los comentarios.

Etiquetado: , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies